1- ¿Qué debemos hacer cuando un niño no habla bien?
Cuando una persona no habla bien debe estudiarse el porqué. Puede ser un defecto de habla (demasiado rápido, con boca demasiado cerrada, omite algunos fonemas o no los diferencia), o bien por defecto del lenguaje o de la voz. Acudir al médico Foniatra, quien determinará el origen del problema y al logopeda para ejercitar el ritmo y la forma del habla hasta conseguir que sea fluida, espontánea y más clara.

2- ¿En qué consiste la rehabilitación foniátrica?
La rehabilitación foniátrica consiste en hacer gimnasia de la voz, del habla, del lenguaje o de la audición, con el fin de educar, de recuperar o de rehabilitar las dificultades de comunicación. El médico Foniatra determinará la patología de que se trata y orientará hacia un tratamiento preventivo a base de consejos de higiene, tratamiento rehabilitador a base de ejercicios, tratamiento médico a base de fármacos, tratamiento quirúrgico, si es necesario, con microcirugía de laringe. El logopeda es el responsable de llevar a cabo la educación o la rehabilitación de la función de comunicación.

3- ¿Qué me pasa cuando tengo que hacer fuerza para hablar?
La fatiga de la voz puede ser debida a una patología del ritmo del habla, de la articulación de algunos fonemas o a problemas de voz. Un buen ejercicio comienza por hablar delante del espejo a cámara lenta sin exagerar. Observar como se mueven los labios, la lengua o la mandíbula. Resulta importante escucharse i preguntarse: ¿Se entiende? ¿Se oye? ¿Me gusta? Si la respuesta es NO, visitar al logopeda o al médico Foniatra para determinar si el problema es de hábitos, enfermedad o disfunción.

4- ¿Puedo mejorar mi dicción?
Sí. El ritmo de la palabra, la dicción, los fonemas, el uso de una entonación adecuada al mensaje que se quiera comunicar, la fatiga vocal por exceso de inspiración, la coordinación fono respiratoria, la impostación de la voz, escucharse o bien escoger las palabras más adecuadas al hablar son elementos imprescindibles para una buena comunicación. Aprender a comunicar, se aprende con el logopeda. En el caso de los niños la mejoría en la dicción se hace evidente en poco tiempo.
En los adultos el proceso es más lento ya hace más tiempo que está instalado el hábito.

5- Angustia frente a un examen
Respirar profundamente tres veces y hacer estiramientos musculares.
No estudiar más. Lo que leemos no lo adquirimos correctamente, queda desordenado y la información se mezcla. Toda la información que se ha almacenado durante el período de estudio está haciendo sedimento. Preparar con tiempo el próximo examen.

6- Tartamudea excesivamente
Decir las cosas siguiendo un modelo rítmico, corto y sencillo. No tener prisa para hablar. Los interlocutores deben dejar el tiempo necesario para que el que tiene dificultades de habla pueda expresar su idea. Conviene ir al Logopeda para trabajar estrategias

7- Escribe al revés algunas letras o números
Si tiene más de 5 años debe ir a un especialista. Conviene descartar problemas de vista o espaciales.

8-Se sienta mal, con la cabeza sobre la mesa, se tapa un ojo, o mira de lado.
Debe ir al oftalmólogo y determinar si hay un problema visual. Después tendrá que rehabilitar la musculatura de los ojos, posiblemente con un trabajo optométrico.

9- Estira el cuello para hablar y se le ahoga la voz.
El Foniatra debe determinar que problema hay y llevar a término la rehabilitación logopédica.

10- No le entendemos desde que le operaron de cáncer de laringe
Con rehabilitación de la voz puede volver a hablar. Merece la pena hacer el esfuerzo.

11- Cuando lee se acerca mucho el texto
Si no hay problemas visuales tendrá que trabajar la musculatura de los ojos. Posiblemente haga falta un trabajo optométrico.

12- En casa hablamos diferentes idiomas. ¿Podrá nuestro hijo hablarlos todos?
Depende de si los está asumiendo correctamente y de si tiene problemas de expresión oral. Primero debe dominar bien la lengua materna y después, ya podrá aprender otras. Si en casa se hablan dos lenguas habrá que priorizar una. Recomendamos la consulta con un logopeda.

Si los síntomas persisten consultar al Foniatra y/o Logopeda